Entrevista con el escritor Carlos Miranda

¿Dónde naciste?

En la ciudad de Rancagua en el año 1970, una ciudad cercana a Santiago, la capital de Chile; famosa por la mina El Teniente, la mina de cobre subterránea más grande del mundo.

¿Dónde vives?

Actualmente vivo en Machalí, una comuna que está al lado de Rancagua y que es un poco más cercana al campo, por lo tanto al aire puro y a los cerros. Sin embargo, en el último tiempo muchas personas se han ido a vivir allá por las mismas razones que yo, trayendo la contaminación del aire, la congestión vehicular y los supermercados, por lo que al parecer me tendré que ir más al campo aún, más cerca de los cerros… en la punta del cerro, como dicen.

¿Quién es tu autor favorito?

Uhhh, qué difícil pregunta… Creo que muchos, porque amo leer… desde muy niño vibro con la lectura, además es muy variado, no es un estilo definido. Ahora recuerdo (y creo que me olvidaré de muchos) a aquellos autores que me hicieron soñar cuando niño: R.L, Stevenson y su Isla del Tesoro o el extraño caso del doctor Jeckyll y míster Hyde; Julio Verne con Viaje al Centro de la Tierra o 20.000 leguas de viaje submarino, Salgari, Melville, etc. Recuerdo con emoción esos días de lluvia encerrado en casa leyendo a esos autores, imaginándome ser el protagonista de esas aventuras asombrosas. Después cuando joven vibré con historias más elaboradas, cuando ya me enamoraba de las protagonistas ¿Qué joven no se enamoró de La Maga de “Rayuela”, o Frau Eva de “Demian”, o Carmen de “Todavía” o Julia de “1984”. Después fue una época política donde leí muchos libros referentes a la cruel y despiadada dictadura militar de Pinochet que estuvo en Chile. Ahora, ya más viejo, he leído mucho a Tolkien y sus maravillosas historias.

Carlos Miranda

¿Cuál es tu libro favorito?

Bueno, muchos de ellos están en la respuesta anterior, pero creo que como muchos prefiero las grandes obras maestras de todos los tiempos, que por algo lo son, por ejemplo: La Divina Comedia de Dante Alighieri, que considero como la primera saga de la historia al estilo del Hobbit o el Señor de los Anillos, el concepto de viaje de purificación enfrentando los más increíbles peligros; podría mencionar además “La Metamorfosis” de Kafka que lo leí una época que también me sentía como una cucaracha; “Pedro Páramo” de Rulfo;  No obstante el libro que más he amado, por su humor, elegancia y genialidad es el Quijote de la Mancha del cual podría hablarles horas, pero nada de spoilers, espero que lo lean y lo disfruten como yo. 

¿Cuál es el libro que más te ha gustado escribir?

Sin duda ARKANUS III, El Regreso de Ketzel, porque logré demostrar mi madurez como escritor. Me sentí muy contento con el producto final desde lo literario, así me lo manifestaron mis editores también. También el contenido del libro me dejó feliz, porque lo consideré un gran cierre para una historia larga y llena de vericuetos, pues lo doté de una dosis de misterio y simbolismos que lo hacen más críptico e interesante. Me costó mucho escribirlo, incluso pensé en algún momento que tendría 800 páginas, sin embargo en 400 páginas logré establecer el desenlace de mi obra y el destino de los personajes, que al final pasan a ser como tus hijos.

¿En qué te inspiras al escribir? ¿Por qué elegiste la carrera de escritor(a)?

Yo trabajo con niños y niñas y en ellos me inspiro. Es más, pensaba enviarles una foto en que salgo más joven, pero prefiero enviarles una que me sacaré para este efecto, para que los niños y niñas de allá conozcan a los de acá. A pesar de estar muy lejos estoy seguro que los sueños, los valores, la magia la comparten. Los niños y niñas con los que trabajo aman la naturaleza, lo cual es el fin último de mis libros, aman la naturaleza y lo hacen de forma genuina. No sé qué pasará en el camino que algunos, cuando crecen y son adultos, lo olvidan y tienen alguna empresa que contamina o derrocha energía, pero en general todos los niñoa y niñas aman a la naturaleza y los seres que la habitan.

La carrera que elegí fue la de profesor, porque soy profesor de Educación Básica, o primaria como dicen ustedes. Escritor soy porque para mí es como respirar, como para un pintor es pintar, una necesidad vital e ineludible que haría aunque a nadie le interesaran mis libros. Por fortuna fueron publicados y han llegado muy lejos, hasta donde ustedes, por ejemplo.

¿Porque escribes para niños?

 También creo que me adelanté en la respuesta anterior, pero como les decía más arriba, en otra pregunta, me encantaría que los niños y niñas de hoy vibraran y se emocionaran con los libros, apasionándose con ellos, identificándose con los personajes ¡Creyéndose los personajes! ¿Vieron o leyeron “Never Ending Story” y como Bastian se involucra mágicamente con la historia? Me encantaría que a alguno de mis lectores vibre con Arkanus a ese nivel. Me da mucha lástima ver a los chicos de hoy pegados al celular, por lo menos es lo que hoy en día pasa en mi país. Los preferiría con un libro, que da más paso a la imaginación que una pantalla hipnotizante que no te permite imaginar. 


También creo que el mensaje ecológico de mis libros puede llegar de forma más fácil dentro de una historia entretenida. Los niños y niñas que están informados de las causas y consecuencias de las principales problemáticas ambientales como el Calentamiento Global, la pérdida de biodiversidad, la destrucción de los bosques nativos, son chicos que pueden provocar en sí mismos y en los demás un cambio de conciencia planetaria urgente, porque se nos acaba el tiempo para salvar nuestro planeta, o ya se nos acabó, pero prefiero ser más optimista y creer que las futuras generaciones serán recicladoras, ahorradoras de energía, minimalistas en el consumo, responsables con su entorno próximo y no ver el problema ambiental como algo de adultos, lejano y culpa de empresas, sino como algo que está en mis manos. Si todos pensamos así, habrá esperanzas.

¿Qué consejos tienes para niños y niñas que leen tus libros?

Emociónense, créanse héroes, porque los son. Cuando recoges un plástico mientras caminas por la playa, cuando reciclas correctamente en algún Punto Limpio de tu zona, cuando apagas una luz que no necesita estar encendida, esos pequeños gestos, que no por ser pequeños son insignificantes, te transforman en un héroe planetario. No se necesita poderes para ser un héroe, como Greta Thumber que es apenas una niña de 15 años que movilizó al mundo con sus convicciones y persistencia, desde Suecia.

Muchas gracias por leer mis obras y un abrazo grande para ustedes desde el sur del mundo.

Previous article Charla de Autor con Paulina Jara: La Princesa Zanahoria
Next article Student Centered and Lead Classroom Library

Leave a comment

Comments must be approved before appearing

* Required fields